.

.

lunes, 29 de septiembre de 2014

El Comentario



TAN SOLO ES MI OPINIÓN

Bufff!!! que bajonazo ayer Domingo. Llegábamos mi padre y yo a  Valladolid, a Zorrilla con toda la ilusión del mundo, viendo cientos de oviedistas con sus banderas, bufandas y camisetas y nos aprestábamos a disfrutar de una fantástica mañana desde la grada animando a nuestro Oviedin. Pero el desenlace, como todos sabemos, no fue el deseado. Comenzábamos el partido con mayoría en la grada y jugando bien, aunque con poco ritmo y escasas aproximaciones. Ellos, como buen equipo de De la Barrera, perfectamente colocado,  aguantándonos sin muchos apuros, y teniendo siempre mayoría en el centro, con su trivote, que hacia que siempre estuvieran en superioridad ante Erice y Ongba. Y así, con robos de balon, salidas rápidas, golazo que entran una de cada cien veces, la lesión de Dani Bautista, cinco minutos jugando con uno menos hasta que hacemos el cambio, ellos que lo aprovechan……y cuando nos queremos dar cuenta, palmamos dos cero. Reacción rápida y valiente de Egea que mete un lateral ofensivo ,retira a Ongba, baja al medio a Font , entra Cervero, comenzamos a carburar, gran reacción y antes del descanso empatamos el partido. Delirio otra vez  en la  grada y nuevo partido. Comenzamos la segunda claramente mejor, atacando, con una muy buena ocasión de Sergio G., no la metemos, el partido se ralentiza, comenzamos otra vez a cometer errores, y de un nuevo error, pelotazo de ellos a la espalda de Vila, uno de ellos que controla fenomenal y suelta otro pelotazo de los que entran uno de 10 y otra vez por debajo. Nos habían tirado tres veces  a puerta y habían metido los tres. Nuevo arreon de coraje, les ponemos cerco, entra Señe por Susaeta muy cansado, y en un centro de los muchos que intento Eneko, este si es rematado por Señe para empatar nuevamente el encuentro a falta de cinco minutos. El delirio en la grada. Y a partir de ahí, pues creo que el equipo, espoleado por la afición, jugo mas con el corazón  que con la cabeza y busco el gol de la victoria, desguarnecido, y un nuevo error, perdida de balón en el centro de Erice, nadie es capaz de hacer una falta, balón al hueco,y el mazazo del cuarto gol. Cuatro veces nos tiraron, y cuatro metieron.¿ Que el equipo, con lo que había costado remar, volver a empatar, con el 3-3 debía de haber cerrado el partido y sumar el punto? .Quizas, pero lo que hay que reconocer, es que murieron con honor, buscando la victoria,siendo inconformistas y a lo mejor pecando de euforia y no pensando que ,quizas, estos puntos  podrían al final de la liga valer su peso en oro. Pero la valentía no se les podrá negar. Por tanto, a muerte con ellos. Se perdió, pero al menos se intentó hasta el final. El viaje de vuelta, pues imaginaros. Muy tristes, pero ya llegando a Oviedo, y después de “rucar” la cabeza todo el viaje, íbamos dándonos cuenta, que en este equipo se puede confiar, que al menos luchan, bregan, pelean , se matan y lo intentan hasta el final. Queríamos ganar, lógico. No se pudo, pero se intentó. El año pasado, viajamos a Tanos, y con haber ganado al Tropezón, la imagen fue muy diferente. No obstante, hay que mejorar muchas cosas. No se pueden encajar 4 goles, y sobretodo, meter tu tres fuera de casa y no conseguir ni un solo punto. Y ahora, a reponerse y a ganar al Logroñes. A demostrar que solo fue un accidente.¡¡¡HALA OVIEDO!!!!

No hay comentarios:

Publicar un comentario